agosto 29, 2016

Patrimonio

Monumentos

Patrimonio Civil

Esplendor Sagrado

Los inicios del Obispado de Segorbe se adentran en las profundidades de la historia cristiana, pero se carece de datos escritos que sitúen su fundación. La primera referencia escrita la encontramos en el Concilio III de Toledo, en el año 589, al que consta asistió Próculo, el entonces Obispo de la diócesis de Segóbriga.

Desde entonces hasta la actualidad se conservan numerosas muestras arquitectónicas religiosas, desde la Iglesia de San Pedro (s.XIII) hasta la Iglesia de los Padres Franciscanos (finalizada ya en el s.XX), sobresaliendo la imponente Catedral. Pero es el s.XVII el que más monumentos ha conservado, lo que otorga a Segorbe una amplia representación del arte barroco valenciano.